16 de novembre 2011

La culpa-habilidad política

El argentino Fred Kofman propuso en su día un concepto magnífico: la culpa-habilidad, esto es, la habilidad de dar la culpa a los otros. Culpar a los demás de lo que nos pasa es una forma de exculparnos. Somos víctimas y no protagonistas de nuestras vidas, dice Kofman, porque hemos aprendido a aliviar nuestra tensión buscando culpables de lo que nos ocurre.

Revisando los mensajes de los partidos en estas elecciones, me temo que también la política se ha instalado en la culpa-habilidad. Los partidos no ofrecen soluciones sino culpables. No decidimos qué política es la que nos conviene, sino qué partido ha escogido el mejor culpable de nuestros males. La culpa-habilidad puede proponer la inmolación de ZP, de los mercados, de los bancos, de Madrid, de España o de todos a la vez. 

La culpa está siempre fuera y por lo tanto no tenemos ni respuestas ni soluciones. Solo culpables. Y usted, ¿contra qué culpable votará?.